Por tercer año consecutivo, URBASER publica su Estado de Información no Financiera 2018 consolidado a nivel mundial. El informe recoge de manera global las magnitudes más representativas de URBASER derivadas del desempeño de su actividad en términos económicos, sociales y medioambientales, mostrando así su compromiso por mantener una estrategia alineada con los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Julio 2019, redacción web

El Estado de Información No Financiera 2018 refleja el desempeño económico, social y ambiental de las sociedades pertenecientes a URBASER en el año 2018. Incluye la información necesaria para comprender la evolución, los resultados y la situación de la compañía, así como el impacto medioambiental y social de su actividad y las cuestiones relativas al personal, al respeto a los derechos humanos y a la lucha contra la corrupción y el soborno. El informe ha sido elaborado tomando como referencia los enfoques de gestión e indicadores de los estándares GRI (Global Reporting Initiative).

Objetivos de Desarrollo Sostenible

URBASER, a través de su actividad y los servicios que presta en todas sus áreas de negocio a nivel mundial, contribuye de manera directa a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) marcados por la ONU. En particular, de los ODS referidos a Igualdad de género (ODS 5), Acceso al agua (ODS 6), Trabajo decente y crecimiento económico (ODS 8), Reducción de las desigualdades (ODS 10), Ciudades y comunidades sostenibles (ODS 11), Producción y consumo responsables (ODS 12) y Vida submarina (ODS 14). En diferente medida, la compañía también contribuye al resto de ODS mediante las iniciativas recogidas en su Plan de acción de RSC.

Impacto socioeconómico

En el último año, URBASER ha desarrollado una política de acción social cuyo marco de referencia son los principios y comportamientos recogidos en su Código de conducta y en las pautas que rigen su Responsabilidad Social Corporativa, con el fin de impactar positivamente en el bienestar social y contribuir a la mejora de la calidad de vida de las comunidades en las que opera.

La compañía ha destinado 1,5 millones de euros a sus actividades de acción social, tanto a nivel nacional como internacional. Entre ellas, destacan campañas de educación medioambiental, fomento de la salud a través del deporte, iniciativas para la integración laboral de colectivos sensibles, programas de concienciación y prevención contra la violencia de género y colaboración con el Banco de Alimentos.

Innovación para el bienestar de las personas

El informe incide en el compromiso de URBASER con el desarrollo de ciudades cada vez más smart, donde la tecnología y la innovación aumenten el bienestar de las personas. El último capítulo de este compromiso ha sido la puesta en marcha de la plataforma cloud IoT (Internet of Things), que permite a la compañía gestionar sus activos y procesos de manera mucho más eficiente: la flota de vehículos, los procesos industriales llevados a cabo en las plantas de tratamiento de residuos y agua, así como los diferentes activos repartidos por cada ciudad.

Tal y como explica José María López Piñol, consejero delegado de URBASER, “entendemos la innovación como un proceso constante de búsqueda continua de nuevos caminos para pasar del residuo al recurso. Todos los rechazos y subproductos tienen un valor potencial que nos acerca un poco más a la idea de una economía circular real”.

Urbaser
  • Logo Urbaser